Lenny Tavarez se presentará en el Coliseo de Puerto Rico en ...

El intérprete urbano Lenny Tavárez presentó los síntomas menos comunes del coronavirus. Su primera sospecha de que podía haberse contagiado fue un dolor de espalda intolerable, dijo hoy en una entrevista telefónica desde Miami, Florida.

Una vez pudo aliviar el dolor de espalda, entonces experimentó la falta de los sentidos del gusto y el olfato.

“Me asustó y empecé a darle gracias a Dios todos los días por solamente poder saborear la comida”, contó, quien pudo confirmar que era coronavirus cuando se realizó las pruebas en un reciente viaje a la Isla para atender asuntos familiares. “No me hice las pruebas (en Miami), porque sabía que lo tenía; manejé mi estancia en Miami como que tenía coronavirus, porque tenía unos síntomas y gracias a Dios no pasó a mayores. No tuve problemas respiratorios”, abundó.

Lenny Tavárez aprovechó el aislamiento obligatorio por el coronavirus para aislarse y tomarse un tiempo personal antes de entrar de lleno a promover el contenido musical que dará forma a su primer álbum “Crack”.

“Estamos de regreso al juego. Obviamente, cuando te pasan estas cosas, te deprimes, se te quitan las ganas de hacer todo y tuve como tres semanas y media que no quise hacer nada. Lo que hice fue aislarme básicamente”, dijo.

El sencillo que introduce el disco es “La pared 360”, que grabó a dúo con su colega en el género urbano, Justin Quiles, y del que juntos grabaron un vídeo en Medellín, Colombia, antes de que se estableciera la cuarentena casi a nivel mundial.

Es un reguetón discotequero, como él lo conoció y se enamoró de este estilo de música.

“Es la primera vez que voy a poder presentarle mi mundo, mi color de música al público”, expuso el boricua.

Tavárez proyecta hacer una presentación completa de su producción en un concierto en línea debido a la cancelación indefinida de los eventos masivos, como los conciertos.

Publicar un comentario

 
Top